MUÑECAS Y MANOS SUELTAS…

Para un buen swing de golf, debemos mantener una tensión constante en las manos y las muñecas durante el swing…

muñecas sueltas

El uso adecuado y la tensión de las manos y las muñecas durante el swing confunden a muchos jugadores. Sí, porque aunque nuestro instinto puede decirnos que es necesario mantener un estricto control sobre las muñecas para generar un poderoso swing, lo necesario es lo contrario… Un agarre suelto y cómodo con las muñecas relajadas nos ayudará a lograr tiros sólidos y potentes.

Presión de agarre…

El papel de las manos en el swing comienza con la presión de agarre… Uno de los errores más comunes de los principiantes es tomar el palo con demasiada fuerza. Esto hace que se ejecute un giro técnico pero muy difícil… El palo se debe agarrar lo más ligero y suave posible, manteniendo el control del mismo. Es sorprendente lo libre que se puede tomar el palo y aún así mantener agarre durante el swing.

Tensión en la muñeca…

Cuando la presión de agarre es la adecuada, es difícil que las muñecas se tensionen… Sin embargo, sucede… Hacer un swing con las muñecas tensas nos lleva a innumerables errores… Las manos y las muñecas deben tener libertad a través del contacto, y el exceso de tensión en las muñecas evita que esto suceda de forma natural.

Una causa común de tensión en las muñecas es la tendencia de los jugadores a controlar el palo de golf hasta el punto de contacto.

Pérdida de poder…

El rango de movimiento descrito en un swing de golf requiere que las manos y las muñecas estén sueltas, no sólo para tener el palo en la posición adecuada, sino también para generar la velocidad correcta y necesaria… La velocidad de la cabeza del palo es el factor más importante detrás de la generación de energía y la obtención de la distancia. La fluidez necesaria en el cuerpo para la velocidad de la cabeza del palo comienza con un conjunto suelto y flexible de las manos y las muñecas.

Tensión consistente…

No es raro para los golfistas comenzar su swing con las manos y las muñecas flojas sólo para después apretarlos, ya sea en la parte superior del swing o mientras se preparan para el contacto. En consecuencia, los jugadores debemos aprender a mantener esta falta de tensión a través del swing.

No es tan fácil como parece y puede que te resulte difícil de lograr en un principio. Con la práctica, sin embargo, nuestro cuerpo aprenderá a confiar en unas manos y muñecas sueltas, y nos permitiremos permanecer así durante todo el swing.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s